jueves, 2 de marzo de 2017

La Carne de Pavo




Fuente de proteínas, muy bajo en grasas, la carne de pavo está cada vez más presente en nuestra dieta habitual.


El Pavo es un ave como el pollo pero de mayor tamaño, perteneciente a las carnes blancas. A penas contiene grasas por lo que es ideal para incluirla en dietas de adelgazamiento o para regular el nivel de colesterol en sangre.
Su carne es muy sabrosa y sin apenas grasas, encontrándose la mayoría en la piel, por lo que es mejor no comerla. Su parte más magra es la pechuga donde la grasa es prácticamente inexistente.

Importante fuente de proteínas (aportando 20gr por cada 100), también contiene Vitaminas del tipo B (B1, B3, B5, B6 y B12), Biotinas, Acido Fólico y minerales tales como Fósforo, Potasio, Magnesio, Hierro y Cinc.


En lo que respecta a la cocina, hay mil formas diferentes de prepararlo: al horno, estofado, a la plancha, en salsa...

Podemos adquirirlo crudo para cocinarlo, ya cocido (fiambre) para tomarlo fresco en ensaladas, bocadillos, etc.

Ya sabéis, si queréis comer sano y poder cocinar platos sabrosos, no dudéis en utilizar esta carne tan rica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario